5 consejos para que tus frenos duren más.

Antes de comenzar te explicaremos un poco como funcionan los frenos:

Los frenos transforman la energía cinética en calor, ayudando de manera parcial o total a detener un vehículo. Son la herramienta más importante a la hora de evitar un accidente y el primer sistema de seguridad, por eso su buen estado es de vital importancia para todos.

5 consejos para que tus frenos duren más.

A continuación, les dejamos unos consejos para que los frenos no den ningún problema y que siempre estén en buen estado:

  • Presta atención a su funcionamiento.

Siempre hay que estar atento a cualquier sonido fuera de lo normal en su uso, al igual que es necesario verificar que frenen de manera simultánea o que el pedal muestre alguna anomalía, como que al pisarlo se hunda sin resistencia o llegue hasta el fondo.

  • Haz que sean revisados por expertos.

Solo te tomará un minuto, ayúdanos a mejorar:Da clic aquí.

Haciendo referencia al consejo uno, nunca dejes pasar por alto cualquier defecto detectado, pues puede acarrear problemas más serios. Darles mantenimiento asegura que siempre se mantengan en buen estado.

Si su mecánico le confirma el problema, no dude en cambiar cualquier pieza o componente del sistema, su seguridad y la de los demás está en juego.

  • Busca que los recambios sean de buena calidad.

Hay infinidad de marcas que ofrecen piezas de gran calidad para estos sistemas, siempre hay que checar que sean 100% compatibles con nuestro vehículo y siempre hay que ser conscientes de si vas a dar uso a estas tecnologías (una persona que solo circula por ciudad no necesita unos frenos de un vehículo de rally).  

Siempre hay que tener en cuenta que el manual de usuario, que tienen todos los vehículos, cuenta con las opciones indicadas para sustituir los componentes a reemplazar.

  • Utiliza el freno de motor.

El freno puede fallar por calentamiento si lo sometes a mucho trabajo. Realizando reducciones en los cambios de marchas, a la vez que se frena, evitas fatigar demasiado el mecanismo y a su vez te olvidas de desgastes prematuros o sobrecalentamiento.

Te puede interesar: Los 5 autos más seguros de México

  • Conduce prudentemente y con precaución.

Al conducir de manera brusca, acelerando mucho en tramos cortos donde tienes que frenar, además de gastar gasolina de más y generar mayor probabilidad de causar accidentes, se desgastan los frenos por reducir nuestra velocidad en poco tiempo, causando así, el deterioro prematuro de estos.